TOULOUSE, CAPITAL DEL EXILIO REPUBLICANO

CAPITAL DEL EXILIO REPUBLICANO

En los primeros meses de 1939, durante la Retirada, casi medio millón de refugiados españoles entraron en territorio francés. Varios miles de ellos se concentraron en Toulouse y se instalaron, después de 1945, definitivamente. Esta colonia activa, solidaria y militante acuñó su marca personal en una ciudad que se convirtió en verdadera capital del exilio republicano español. Desde las filas de los principales partidos y sindicatos que instalaron allí su sede, se desarrollaron labores de solidaridad y se emprendieron actividades culturales y artísticas de calidad.

Setenta años después del inicio de este exilio, Toulouse, capital del exilio republicano propone una evocación de la vida cotidiana y de las luchas de aquellos hombres y mujeres que contribuyeron a enriquecer una ciudad y una región donde, como cantaba Claude Nougaro, «España arrima un poco su cuerno». Documentos originales procedentes de colecciones públicas y privadas permiten ilustrar esta vitalidad que impregnó tanto el ámbito político y social como el cultural.

Círculo de Bellas Artes